torrents

Los “torrents” de Juego de Tronos inundan la red con malware

A comienzos de esta semana, Torrent Freak confirmó que la premiere de la tercera temporada de Juego de Tronos era el archivo más pirateado de todos los tiempos. Se están produciendo millones de descargas ilegales que podrían poner muy fácil el trabajo a los atacantes.

Aprovechan la popularidad de la serie

La popularidad de esta serie la convierte en una opción obvia para sembrar de malware los enlaces bitTorrent. Los números de  Torrent Freak’s hablan por sí mismos: un millón de descargas en un día y más de 160000 simultáneamente (informe de OpenBitTorrent) El segundo episodio de esta temporada sale este fin de semana, así que seguro que va a tener al menos la misma repercusión en cuanto a descargas.

El malware siempre ha ido unido a las descargas de archivos, mucho antes de BitTorrent. Recordemos Napster, eDonkey, Limewire…casi el 60% de aquello era malware. Los “torrents” no son muy diferentes.
La buena noticia es que, tratándose de algo como Juego de Tronos, probablemente el vídeo en sí mismo no está infectado. Desde Symantec Security afirman que adjuntar malware a un archivo de video sería complejo, si no imposible. No se trata de una practica en absoluto común, como suele ocurrir con los ejecutables (.bat, .exe,etc)

En la mayoría de casos, los distribuidores de malware disfrazarán software malicioso para que parezca popular.

“Juego de Torrents”

Las tácticas varían, pero todos los expertos destacan que muchos de los intentos pasan por conseguir que los usuarios descarguen archivos adicionales. Esto habitualmente constituiría una pista al usuario de que algo pasa, pero al estar el usuario en una zona de “mercado negro” no es probable que esté tan concienciado de su seguridad. “Normalmente la gente está menos alerta cuando se trata de ver algo que desean con ansia o que es gratis” según SilverSky Research.

0,1462,sz=1&i=318926,00

Otras tácticas comunes pasan por emplear formatos de archivo tipo “.rar”. o “.zip” para guardar dentro archivos comprometidos ocultos o disfrazados de otra cosa. Por ejemplo, un archivo de video descargado vía Torrent podría requerir un codec especial, el cual sería un perfecto vehículo para el malware.

Otro método podría ser el establecimiento de una password sobre el Torrent, para que esta tenga que ser recuperada desde otro site o vía email. Este escenario podría facilitar cientos o miles de correos electrónicos legítimos que, por ejemplo, podrían ser empleados en ataques de Phishing posteriormente.

Hay más posibilidades aún, pero ya ha quedado clara una cosa: piratear programas de televisión no solo es ilegal, sino dañino.  Por eso recomendamos a aquellos usuarios que decidan asomarse a este mundo que, al menos, cuenten con una protección adecuada y actualizada, no solo para protegerse a sí mismos, sino para evitar que el mal se difunda rápidamente por la red.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s