Dediende tu privacidad con Tox, la app de mensajería segura

Análisis de la app de mensajería segura qTox y variantes

La ciberseguridad no deja nunca de avanzar, para poder enfrentarse con garantías a los retos a los que nos enfrentamos constantemente. En ocasiones hablamos mucho de ciertas mejoras y nuevos protocolos, mientras otros quedan inexplicablemente enterrados y sin acaparar la atención de los medios, a pesar de su relevancia. Es el caso de la app de mensajería qTox, una alternativa de chat seguro, multi-plataforma y sin servidores intermedios, que deberías, al menos, conocer.

Tox nació de la mano de un internauta anónimo…que aún hoy prefiere seguir siéndolo (creo que por motivos obvios).

Tox no lleva más de 2 años existiendo como iniciativa, así que es relativamente reciente. De hecho, si decides utilizar su aplicación de mensajería segura, te avisan rápido de que está todavía en construcción. Sin embargo, su estado es ya bastante avanzado y, en base a las pruebas, estable. Por eso he decidido hablaros sobre esta estupenda aplicación para preservar la privacidad.

Como nace la iniciativa Tox

Antox - Tox para Android
Antox – Tox para Android

Tox nace, ni más ni menos, que originado por las travesuras de la NSA y sus “primos” del GCHQ frente al derecho a la privacidad de los internautas y ciudadanos particulares de todo el mundo. Como sabéis, en 2013 todos empezamos a ver que estaba siendo seriamente amenazada (ya desde años antes).

El principio básico

Si qTox solo te parece una app de mensajería más, solo recuerda que se creó con los siguientes requisitos en mente:

Es un sistema distribuído, peer-to-peer (punto a punto) y con cifrado de extremo a extremo, sin forma alguna de que nadie ni nada deshabilite las opciones de cifrado que incorpora. No hay servidores almacenando datos en ningún extremo de la cadena.

Además de la ausencia de servidores que puedan interferir en las comunicaciones, Tox se caracteriza por una usabilidad envidiable, así que no hay por qué saber criptografía o ser “de sistemas” para utilizarla.

Todos los chats en qTox y sus variantes están cifrados mediante la librería NaCl y cumplen con el estandar perfect forward secrecy.

En pocas palabras

QTox es un potente cliente de chat que sigue las pautas de diseño de Tox. El programa comprende las siguientes características: chat uno a uno con amigos, chats grupales, transferencia de archivos, previsualización de medios, llamadas de voz, videollamadas, Tox DNS y soporte URI, traducciones a varios idiomas, avatares, mensajes offline, histórico de mensajes, envío de capturas de pantalla y más. Es la alternativa segura a Skype.

Dediende tu privacidad con la app de mensajería Tox

Si quieres disfrutar de un sistema de mensajería cifrada a prueba de la NSA, Tox podría interesarte. Habiendo explicado brevemente en qué consiste Tox, paso a mostrar por encima las cuestiones relacionadas con su instalación y funcioamiento. Así que, si os parece bien, empecemos por el principio.

Donde descargar qTox y otras versiones

Si eres usuario de Windows, puedes descargar el cliente Tox aquí. Hay versiones de 32 y 64 bits disponibles para cada sistema operativo, si es que aplica. En caso de utilizar un sistema operativo diferente, echa un vistazo a la siguiente tabla de compatibilidad y dirígete a la sección Clientes Tox.

VERSIÓN Win­dows GNU/ Linux BSD OSX And­roid iOS
qTox Si Si Si Si No No
uTox Si Si Si Si Mínima No
Ricin Pronto Si Si No No No
Toxic No Si Si SI No No
Antox No No Si No Si No
Antidote No No No No No Si

Una de las mejores cosas que Tox ofrece, sin duda, es la gran compatibilidad. Nadie tiene por qué quedarse sin su dosis de privacidad. Y se irá ampliando el soporte poco a poco.

Primeros pasos y añadir contactos en Tox

  • Lo primero que haremos tras la instalación es crear nuestro usuario Tox. Podemos tener más de una cuenta sin problemas, si queremos trabajar en diferentes círculos.

Cliente Tox, creación de cuenta

NOTA: Por supuesto, escoged una contraseña que sea verdaderamente fuerte y, sobre todo, que no sea compartida con otras apps.

  • En el caso de Windows, se nos pedirá el permiso correspondiente para atravesar el Firewall hacia el exterior.

Tox Client 2

  • Si no sabéis lo que hacéis, simplemente aceptad la petición. Ahora aparecerá la ventana principal, con la clásica de distribución de app de mensajería:

Interfaz de Tox

No hay mucho que contar aquí, salvo que podemos realizar las mismas acciones que con otras, teniendo la opción de cambiar estado, información sobre nosotros y realizar las principales acciones.

  • En la parte inferior izquierda veremos 4 iconos, algunos interesantes (de izda a dcha):
    • Añadir y buscar contactos
    • Crear grupos de participantes
    • Ver el historial de interambio de ficheros
    • Configurar QTox
  • Si accedemos a la configuración, podremos establecer valores como idioma, ajustes de conexión (activar/desactivar IPv6 o UDP, así como establecer un proxy). También hay algunos ajustes de privacidad y otras cosas menores.

Configuración de Tox 2

  • Configuración de ToxSi ahora queremos añadir un contacto a nuestra red, es bastante sencillo. La persona a la que deseamos añadir deberá proporcionarnos su TOX ID. Es un número  de 76 caracteres de longitud, puedes consultarlo haciendo clic sobre tu nombre de usuario en el menú.

Perfil de Tox

  • Cuando tengamos este número, abriremos el menú añadir y lo pegaremos en la casilla correspondiente.

Añadir un contacto en Tox

Listo, ya podremos verlo en el área izquierda.

Contacto de Tox

Chats e Intercambio de archivos en qTox

Usar Tox es muy simple y bastante similar a otras aplicaciones de este tipo. Podemos hacer las mismas cosas: hablar, enviar mensajes de audio…e incluso video-llamadas. Así que no, no es una app limitada que te exija renunciar a nada importante.

Envío de archivos mediante Tox

En el apartado de intercambio de archivos, con la función drag n drop (arrastrar y soltar) no tenemos impedimento en enviar rápidamente cualquier tipo de archivo. Además, para iniciar videollamadas o enviar mensajes de voz, tenemos los botones marcados en verde.

Conclusiones

A pesar de que el proyecto se ha demorado más de lo necesario (algunos litigios internos, por ejemplo) parece que la hora de Tox está más cerca. Aún en versión Alpha y sin una auditoría definitiva, lo recomiendo para pruebas y usos no demasiado críticos, dicho sea de paso. Si necesitáis una alternativa para uso final, os recomiendo probar Cryptocat o Invisible.im.

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s